Homenajes

OSVALDO A. F. PRITZ

Hay ocasiones en que las palabras resultan insuficientes para rendir homenaje a personas destacadas. Aunque parezca un lugar común, basta haber conocido a nuestro querido y recordado Piki, para advertir que, en su caso, lo que decimos resulta absolutamente cierto.

Fundador de este estudio, encarnó de modo ejemplar los valores que pretendemos nos identifiquen.

Fue sin duda, uno de esos Magistrados que permanecen en la memoria de quienes recorrieron y recorren a diario los pasillos de tribunales en busca de justicia. Como Profesor, despertó en sus alumnos una admiración y respeto poco frecuentes en la época que vivimos, a punto tal, que sus discípulos asignaron la portada de su revista "Roma Locuta" a la realización de un homenaje en su memoria que titularon "El adiós a un grande". La Facultad de Ciencias Económicas de la UNC, bautizó con su nombre uno de sus auditorios, en homenaje al profesor abogado de esa Casa, cuyo nombre figura junto al de los contadores mas ilustres. En el ejercicio de su profesión, su rectitud, versación y dedicación, lo distinguían como un "primus inter pares". La Asociación de Magistrados de la Provincia le solicitó que la representara a lo largo de varios años, lo que revelaba la consideración y respeto que merecía entre los integrantes del foro. Sus cualidades de Jurista destacado, motivaron que en el ámbito de las publicaciones específicas, no pasara desapercibido su prematuro e inesperado fallecimiento. Fue por ello que "El Derecho", publicó en primera página un homenaje titulado "Adiós, amigo - Osvaldo Ángel Pritz (Piki)". De varios países llegaron condolencias. Su figura había trascendido las fronteras y el sentimiento de pesar que ocasionó su muerte fue general y genuino.

Es que cualquiera fuera el ámbito donde Piki se desempeñara, en cada intervención dejaba claro que se trataba de una persona superior. De esas que suelen verse pocas veces y cada mucho tiempo.

Pero lo manifestado hasta aquí, con ser bastante, no agota la dimensión de su figura. Jamás podremos olvidar, quienes tuvimos el privilegio de conocerlo como socio y amigo, su humor inigualable, señal inequívoca de su aguda inteligencia y paz de espíritu. Tampoco olvidaremos su intachable honestidad, la lealtad que guardaba a sus afectos, ni la profundidad de una amistad no complaciente, solo conmovida por su generosidad ilimitada. En las discusiones de ideas o la solicitud de consejo, se revelaba como esgrimista prodigioso, y permitía encontrar la respuesta más correcta y más sincera. Teniendo a Piki de amigo, se podía estar tranquilo.

Nosotros y su familia (a la que siempre quiso y honró por encima de todo lo demás), podemos dar fe de lo expresado.

Podríamos seguir… Como dijimos, las palabras no pueden encerrar lo que Piki significó, ni lo que sentimos por su ausencia. Solo el corazón lo sabe cuando recuerda y extraña.

EGUES · de CASAS · de PAOLIS · PRITZ · BOULIN · BENEGAS · VALLONE

Copyright 2012 | EDPBV Abogados Mendoza | info@abogadosmendoza.com

Dizen 2012